Foro independiente de profesionales habilitados

Seguridad privada




No estás conectado. Conéctate o registrate

Foro independiente de profesionales habilitados  » Opiniones,información y formación » Escoltas Privados » Carta u homenaje de Miguel Cano a los escoltas privados en el País Vasco

Carta u homenaje de Miguel Cano a los escoltas privados en el País Vasco

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo  Mensaje [Página 1 de 1.]

Juanito

avatar
ADMINISTRADOR
ADMINISTRADOR
30/11/2012

UNA PISTOLA Y VEINTICINCO BALAS. Homenaje a los Escoltas Privados

Tras cuarenta o cincuenta años (ya hemos perdido la cuenta) al terrorismo de ETA los políticos lo dan por finalizado. Más de ochocientos muertos, que no es poco, quedan en las cunetas de la memoria. Miles de vidas destrozadas en nombre de las ideas.

Pero yo quiero hablar de otro muerto, un fiambre al que han enterrado rápido y sin ceremonia para que no apeste. Me refiero al muerto que supone el que tres mil profesionales, preparados y experimentados en proteger las vidas de políticos y jueces desagradecidos, se vean ahora en las filas del paro o desahuciados de sus viviendas o, como tengo el horror, que no el honor de conocer, compartiendo con otros compañeros las habitaciones de un pisucho barato porque no pueden aspirar a tener uno propio.

Algunos vinieron de otros países y de alejadas provincias Españolas, otros perdieron su familia porque no era fácil aguantar un día a día trufado de riesgos, de llamar la atención mirando debajo del vehículo, de no poder pasear ni vivir como vive la gente normal… Lo perdieron todo, hasta la ilusión de creer, como creyeron al principio, que su trabajo era valioso porque protegían a los representantes políticos designados por el pueblo. Yo formé parte y trabajé con muchos de ellos, les inculqué en lo que pude la idea de realizar un buen servicio.

Y ahora, cuando esos políticos pueden volver a pasear por las plazas de los pueblos, a gallear en los bares con los colegas sin miedo a que les peguen un tiro en la nuca, parece que el terrorismo nunca existió, ni que nunca hubo escoltas en el País Vasco y Navarra. Es mejor olvidar, acumular la basura bajo la alfombra y mirar hacia otro lado.

El futuro está ahí, qué bien, qué tranquilidad. ¿Qué importan tres mil parados más entre cinco millones? ¿Quién se va a dar cuenta? Para que no protesten les venden cuentos, “vais a reciclaros para vigilar las prisiones”, “hay un gran mercado laboral en la protección de víctimas de violencia de género”. Mentiras. No hay uno solo de ellos vigilando una cárcel y miles, ¡¡miles!! de mujeres siguen viviendo atemorizadas al ir a buscar a sus hijos al colegio o a trabajar, porque el Estado no les ofrece protección, de estas señoras mueren muchísimas más que políticos en los tiempos plomizos del terrorismo Etarra.

Y ellos... Los escoltas, como siempre, callados, discretos, con la mirada baja a ver por dónde me la van a pegar. Me recuerdan a aquellos soldados que volvieron de Vietnam y la frase del conocido Rambo (horrible película y peor actor, por cierto) cuando dijo : “nos enviaron allí siendo unos críos y nos dijeron que luchábamos por nuestro país; pero cuando volvimos nos recibían con insultos y en los periódicos leíamos que habíamos ido a aquel país a matar niños”. Decía eso o algo parecido. Qué no tendrán que oír los escoltas de los políticos a los que sirvieron: que no era para tanto, que tampoco había tanto riesgo, que cobraban para eso y además mucho, que iban de chuletas por la vida, que su trabajo ha terminado y ya está, que pasen página… Lo que pasa es que muchos de ellos, con treinta años de calle, no saben hacer otra cosa que inspeccionar vehículos, calcular rutas, mirar hacia atrás y conducir como si llevaran una guindilla en el trasero.

¿Qué pretenden, que investiguen el genoma humano? Yo no sé lo que harán, a qué se dedicarán ni qué va a ser de sus vidas. Casi todos los que conozco, como he dicho, están en el paro, agotando los ahorros de su vida. No he visto ni oído a un solo político, juez u otra autoridad, a nadie, hablar una palabra en su favor al margen de algún comentario de pasada. No han sido capaces ni de darles puntos para que opositen a cualquier cuerpo de policía debido a la gran experiencia y conocimientos en materia terrorista acumulada. A pesar de protegerles exponiendo sus vidas.

¿Saben que ningún político con escolta privado fue asesinado nunca? Y no porque no lo intentaran, que lo hicieron, pero ellos estaban allí para impedirlo y los terroristas jamás se atrevieron a enfrentárseles cara a cara, a tiro limpio, que para eso había que tener un par.

Pero yo les admiro. Y les admiro en su actual condición, en la serena dignidad de no agarrar una pistola (que la saben manejar) y ponerse a atracar bancos o algo parecido, como hicieron tantos soldados americanos a su regreso a la “patria”. Les admiro porque no se quejan, porque prefieren parecer mendigos o darle al "frasco" antes que saltarse la ley que decidieron defender, a pesar de que sus empresas no les dieran jamás ni un imprescindible chaleco de protección. Una pistola y veinticinco balas, es el reglamento.

Este es mi homenaje, el único que van a tener. El de otro pringado como ellos.

El editor
Miguel Cano en 11:11 a.m.


_________________
Normas del Foro. Pincha Aquí
Si algun usuario quiere habilitarse para el Restringido, tiene que mandar una imagen del TIP o del Provisional a los correos: administrador@agentesdeseguridadprivada.com // forodeasp@hotmail.com
O bien por mms al 662624242. No olvidar de indicar el Nick de usuario para poder dar el acceso en la mayor brevedad posible.
Imprescindible tener un mínimo de 20 post para poder acceder a ellos

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba  Mensaje [Página 1 de 1.]

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.